Entrando en Ávila .

Al entrar en Ávila te das cuenta que sus piedras hablan con sus colores , en  las murallas , en la catedral ,  en sus  monumentos,  granito gris , ocre y piedra sangrante , de color rojo por el óxido de hierro que presenta . Según las distintas épocas de construcción de los monumentos así varían. Es imponente su muralla, y su catedral que está incrustada en la muralla y forma parte de ella, pero, sus piedras hablan con sus colores y algo que siempre siento cuando visito la ciudad ,  que es relajante y cuando entro en ella escucho su silencio. Esto es así , cuando camino por otras ciudades bulliciosas , no percibo esta sensación que siento cuando camino por Ávila , es la de quedarme callada. En mi primera visita me fue hostil la ciudad, fría y desagradable , pero volví más tarde y fue todo lo contrario, y ahora me gusta volver por lo relajada que me siento en ella, en esta visita ha sido un placer fotografiar el interior de su catedral tan especial, aunque ahora en esta entrada comienzo a asomarme a la ciudad por algunas de sus puertas y ventanas.

IMG_0160IMG_0408IMG_1056IMG_0136IMG_0141IMG_1071IMG_1070IMG_1066IMG_1065IMG_0118IMG_0117IMG_0141IMG_0400IMG_0371IMG_0370IMG_0367IMG_0335IMG_0334IMG_0324IMG_0214

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s